jueves, 25 de febrero de 2016

AERMACCHI MB 326GB Pelican – Matr. 4 –A-106 – Bahía Blanca


En 1968 la aviación naval argentina adquirió 8 aeronaves nuevas a la fábrica Aeronáutica Macchi de Italia para servir en tareas de entrenamiento avanzado y de ataque ligero, las cuales debían reemplazar a los aviones de ataque a los Grumman F9F-2 Panther de la 1º Escuadrilla Aeronaval de Ataque.

Esta aeronave fue parte de ese lote siendo matriculado como 3-A-106 arribando al país el 03 de noviembre de 1969 e incorporada el 05 de marzo de 1970 a la 1º Escuadrilla Aeronaval de Ataque perteneciente a la Escuadra Aeronaval Nº 3, por entonces con asiento operativo en la Base Aeronaval Comandante Espora, próximo a la ciudad de Bahía Blanca, en el sur de la provincia de Buenos Aires.

Su número de serie es 6459/200 y recibió el número interno de la Dirección de Material de la Armada 0618. Realizo su primer vuelo en diciembre de 1969.

El 31 de enero de 1972 la unidad pasa a operar desde la Base Aeronaval Punta Indio bajo la órbita de la Escuadra Aeronaval Nº 4 siendo rematriculado como 4-A-106.

En 1978, durante el conflicto limítrofe con Chile por el Canal del Beagle en el sur patagónico, operó desde la Base Aeronaval Rio Grande, Isla de Tierra del Fuego y Aeródromos Auxiliares, cumpliendo misiones de reconocimiento armado y apoyo aéreo cercano.

Durante la guerra con Gran Bretaña por la recuperación de las Islas Malvinas volvió a operar desde la Base Aeronaval Rio Grande y la Estación Aeronaval Ushuaia cumpliendo nuevamente tareas de reconocimiento armado sobre el litoral marítimo de la Isla Grande de Tierra del Fuego y zonas fronterizas con Chile.

En 1983 tras las idas y venidas en el marco de la reestructuración integral de la Aviacion Naval Argentina, es rematriculado como 1-A-106, sin embargo ese mismo año recupera su matrícula anterior 4-A-106.

Al finalizar la guerra el desgastes de las unidades y la falta de repuestos, obligó a la Armada a adquirir a la Fuerza Aérea Brasileña un lote de 11 unidades del modelo MB-326GC fabricados en Brasil por EMBRAER bajo licencia, bautizados como Xavante, estos llegaron al país entre 1983 y 1984.

En 1997 es retirado del servicio activo debido a las dificultades técnicas que sufría, siendo la aeronave con mayor cantidad de horas de vuelo de la escuadrilla aeronaval. Los últimos MB-326 son dados de baja en el año 2007.

Posteriormente fue transferido al Museo De La Aviación Naval donde se encuentra preservado y exhibido en el Parque de Aeronaves. Debido a su larga permanencia a la intemperie sus colores originales se fueron deteriorando, por lo que el Departamento de Restauración del Museo realizó un exhaustivo trabajo de recuperación siendo posteriormente colocado en el mismo lugar de exhibición en el que se encontraba.